Por Albert Hernández

Paraíso, Tabasco., 13 de octubre.- Tras el enfrentamiento entre trabajadores y antimotines que ocurrió la mañana de este miércoles, las oficinas de Petróleos Mexicanos (PEMEX) en la refinería de Dos Bocas fueron bloqueadas para evitar que las dañaran los inconformes.

En la entrada principal se colocaron páneles de madera y metal a manera de muro con el fin de impedir el paso a empleados no autorizados.

Mientras que en los alrededores y las entradas y salidas policías estatales y municipales, agentes de la Marina y de seguridad de PEMEX montaron operativos de vigilancia para restringir el paso.

Y es que, se esperaba que nuevos grupos de inconformes intentaran ingresar por la fuerza y causaran destrozos en la zona, donde puertas y ventanas son de vidrio.

Sin embargo, las cosas volvieron a la calma tras el retiro de los manifestantes que fueron replegados en la mañana con gases lacrimógenos y balas de goma

La Fiscalía General del Estado confirmó cuatro heridos que necesitaron ser hospitalizados, aunque los obreros dijeron que al menos 10 personas sufrieron alguna lesión.

Tras dos días de paro no se logró un acuerdo entre los trabajadores e ICA Fluor, que culpó a algunos líderes de estar detrás de los disturbios.

Anuncio