Por Albert Hernández

El gobierno de Tabasco suspendió temporalmente el otorgamiento de licencias médicas a sus trabajadores por padecimiento de síntomas respiratorios, incluído el COVID-19.

El Instituto de Seguridad Social del Estado de Tabasco (ISSET) tiene mas de 190 mil derechohabientes registrados que serán beneficiados.

Ahora estos no tendrán que hacerse una prueba que confirme su padecimiento para poder ausentarse del trabajo.

Por decisión de la Secretaría de Administración e Innovación Gubernamental (SAIG), en caso de que algún trabajador presente síntomas se podrá ausentar de sus labores para llevar el resguardo domiciliario correspondiente.

Ello previo aviso a su superior jerárquico y sin necesidad de tramitar la licencia médica.

La secretaria de Salud, Silvia Roldán Fernández, admitió que ante la saturación de los módulos dónde aplican pruebas de antígenos y PCR, en breve podría haber escasez de reactivos.

Por ello, pidió a la población que si tiene tos, fiebre, escurrimiento nasal o fatiga, mejor se aisle por lo menos una semana, asumiendo sospecha de COVID-19.

 

Anuncio