– Entre aplausos, ofrendas de flores, música cristiana y el acompañamiento de familia le dieron el último adiós a la pequeña Nicole, la niña secuestrada y asesinada.

Por Imelda Córdova / diariovialibre.com.mx

Tizayuca.- Entre aplausos, ofrendas de flores, música cristiana y el acompañamiento de familia y amigos, le dieron el último adiós a la pequeña Nicole, la niña secuestrada y asesinada.

Tras once horas de espera el cuerpo fue llevado a su domicilio, donde sus padres lo recibieron entre sollozos y porras.

El padre de Nicole, Jorge Santos Reyes, agradeció el apoyo de las autoridades aunque no fu posible que Nicole regresara a sus brazos.

En medio del patio se colocó el ataúd blanco con los restos de Nicole, los asistentes pasaron a dejar flores, recuerdos, fotografías, y diera el último adiós a la pequeñita.

Posteriormente decenas de familiares, alumnos, amigos, padres de familia y docentes realizaron un homenaje póstumo en memoria de Nicole S.P, en la primaria Donaciano Serna Leal.

Los asistentes vistieron de blanco con fotografías de Nicole para dar el más sentido pésame a la pequeña al igual que se realizó el pase de lista para tener siempre presente a la pequeña entre sus alumnos.

Los maestros destacaron el buen desempeño que tuvo Nicole en sus actividades académicas, donde tuvo excelente rendimiento hasta el segundo grado de primaria que estudió.

Finalmente, el cuerpo de la menor fue trasladado al panteón ubicado en el barrio Nacozari.

Jardín de niños promueve la iniciativa “Una flor para Nicole”

Anuncio