• Los hechos ocurrieron durante la madrugada de este domingo, en la carretera a Colombia, cerca de la comunidad que lleva el mismo nombre.

 

Monterrey, Nuevo León, 26 de junio.- Tras ser víctimas de una emboscada, seis elementos de Fuerza Civil fueron asesinados por integrantes de la delincuencia organizada, en el municipio fronterizo de Anáhuac, al norte de Nuevo León.

Una fuente indicó que los hechos ocurrieron durante la madrugada de este domingo, en la carretera a Colombia, cerca de la comunidad que lleva el mismo nombre.

Sobre el pavimento los delincuentes habrían colocado “ponchallantas” los cuales hicieron que al menos una de las patrullas terminara volcada.

Los sospechosos, quienes se encontraban abordo de vehículos blindados, abrieron fuego contra los uniformados dependientes de la Secretaría de Seguridad Pública estatal, lo que provocó que tres de ellos murieran en el lugar de los hechos, mientras que otros cuatro resultaron heridos.

Se indicó que los criminales plagiaron a otros tres policías, y horas más tarde sus cuerpos fueron ubicados en los límites de Nuevo León y Coahuila.

Al lugar de los hechos acudió un gran número de policías en apoyo, pero su arribo ocurrió cuando los delincuentes ya se habían retirado.

Las autoridades localizaron dos camionetas que fueron abandonadas por los delincuentes, mientras que sobre el pavimento ubicaron decenas de casquillos de armas de fuego.

A penas del 17 de junio, el gobernador Samuel García hizo entrega de nuevas patrullas para Fuerza Civil y durante su discurso afirmó que los delincuentes en NL se toparían con la fuerza del estado.

También lanzó un mensaje a la delincuencia: “A diferencia de otros Estados que se relajan ante la delincuencia, aquí se topan y aquí les damos de frente. Aquí no son bienvenidos, y aquí van a batallar”.

Nuevo León ha registrado en las últimas semanas una ola de ataques armados en la zona metropolitana.

Hasta el 31 de mayo el estado reporta 543 homicidios dolosos.

(Con información de El Financiero)

 

 

 

 

Anuncio