Guillermo Frescas

Hermosillo, Sonora.- El Sindicato Nacional de Redactores de la Prensa, FEPALC y la Federación Internacional de Periodistas (FIP), exigen a las autoridades de los tres órdenes de gobierno, a su vez a la Secretaría de Marina, Sedena y Guardia Nacional, detener los ataques estigmatizantes contra las y los periodistas del Municipio de Guaymas, Sonora.

En la exigencia se plantea la localización inmediata del reportero de la Radio FM-105.3 y de El Periódico El Vigía, este comunicador Pablo Felipe Romero Chávez, fue privado de su libertad de manera forzada en su domicilio particular en la colonia Las Palmas por personas desconocidas, hecho que sucedió el jueves pasado en el transcurso de la mañana y fue descubierto el atentado por un miembro de su familia, interponiendo la desaparición de persona ante el agente del ministerio público del sector 2 de la FGJE.

Hasta el momento se desconoce su paradero y continúan las amenazas contra los comunicadores del municipio de Guaymas y temen por su seguridad física y la de sus familias.

Anuncio