• Se busca a los responsables y se indemnizará por los daños causados

Por Albert Hernández

Tras la explosión de un gasoducto el pasado martes en el municipio de Huimanguillo, el director de Petróleos Mexicanos (PEMEX) Octavio Romero Oropeza, aseguró que el accidente se originó por “trabajos no autorizados y sin cumplir los protocolos de seguridad”.

A través de un vídeo que fue grabado desde la comunidad de Paredón, en esa demarcación, afirmó que se está investigando al o los responsables de autorizar a un particular operar una retroexcavadora que terminó por generar una fuga al golpear una tubería.

Al mismo tiempo, afirmó que se indemnizará a quienes perdieron sus vehículos porque se calcinaron por el fuego. “Lo mejor de todo es que nadie perdió la vida”, agregó.

Romero Oropeza visitó tanto Huimanguillo como la zona del municipio de Comalcalco donde también una fuga, aunque de aceite, y reportó que la situación ha sido controlada en ambos casos.

En lo que toca a Huimanguillo, explicó que en un predio particular ubicado en la localidad, empleados de PEMEX realizan trabajos para conectar un ducto a una válvula, el cual cruza el río Mezcalapa, por lo que en días pasados, el propietario del lugar pidió “permiso” para hacer unos trabajos que no tienen que ver con la actividad petrolera.

Se trató de hacer una zanja con una máquina retroexcavadora con la finalidad de desazolvar el agua en el terreno. Sin embargo, alguien de manera indebida otorgó el permiso para hacer la zanja, pero sin los protocolos de seguridad, sostuvo.

El funcionario afirmó que no hubo supervisión. ‘La mano de chango comenzó a escarbar y golpeó unos ductos que transportan hidrocarburos’, en este caso el ducto golpeado transportaba etano pesado, generándose la explosión, pues el operador de la máquina no sabía de la existencia de la tubería. ‘Nadie le dijo, no se hizo un trabajo correcto’, añadió.

Octavio Romero Oropeza dijo que investigan para determinar quién dio el permiso para dicho trabajo que causó el siniestro. Puntualizó que la superficie quemada es bastante grande, y que el incendio ya está terminándose de controlar. Respecto a los vehículos dañados, dijo que los dueños serán indemnizados.

Cabe señalar que la explosión destrozó 12 vehículos y 20 motocicletas, junto con una caseta de vigilancia y la máquina retroexcavadora.

Anuncio