-Nuevo aumento de muertes por coronavirus. La variante Delta “está arrasando en todo el mundo a un ritmo avasallador”, dice.

Por Agencia 

GINEBRA. Los países ricos no deberían pedir vacunas de refuerzo para sus poblaciones ya inoculadas mientras otras naciones no hayan recibido las primeras inmunizaciones contra el Covid-19, dijo  la Organización Mundial de la Salud. (OMS).

El director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, afirmó que las muertes por la pandemia de Covid-19 están aumentando de nuevo, que la variante Delta se está volviendo dominante y que muchos países aún no han recibido suficientes dosis de vacunas para proteger a sus trabajadores sanitarios.

“La variante Delta está arrasando en todo el mundo a un ritmo avasallador, provocando un nuevo pico de casos y muertes por Covid-19”, dijo Tedros, señalando que la variante altamente contagiosa, detectada por primera vez en la India, se había encontrado ahora en más de 104 países.

“La brecha mundial en el suministro de la vacuna contra el Covid-19 es enormemente desigual e inequitativa. Algunos países y regiones están pidiendo millones de dosis de refuerzo, antes de que otros países hayan tenido suministros para vacunar a sus trabajadores sanitarios y a los más vulnerables”, dijo Tedros.

Señaló a los fabricantes de vacunas Pfizer y Moderna como empresas que pretenden suministrar dosis de refuerzo en países donde ya hay altos niveles de vacunación. Tedros dijo que, en cambio, deberían destinar sus dosis a Covax, el programa de reparto de vacunas destinado principalmente a los países de ingresos medios y más pobres.

Soumya Swaminathan, científico jefe de la OMS, dijo que el organismo sanitario mundial no ha visto hasta ahora pruebas que demuestren que las vacunas de refuerzo sean necesarias para quienes han recibido un ciclo completo de vacunas. Si bien los refuerzos pueden ser necesarios algún día, todavía no hay pruebas de ello.

“Hay que basarse en la ciencia y en los datos, no en las declaraciones de algunas empresas que afirman que sus vacunas deben administrarse como dosis de refuerzo”, dijo.

Mike Ryan, jefe del programa de emergencias de la OMS, dijo: “Miraremos hacia atrás con rabia, y miraremos hacia atrás con vergüenza” si los países utilizan dosis en vacunas de refuerzo mientras personas vulnerables siguen muriendo sin vacunas en otros lugares.

Anuncio