***Existe temor en la industria restaurantera en el estado, ante una tercera ola de contagios

Por: Verónica Bacaz

La industria restaurantera en Morelos estimó que tardarán entre tres o cuatro años para poder recuperarse de los estragos económicos que dejará la pandemia por COVID-19, esto ante la caída de sus ventas y el cierre de establecimientos; así como también la falta de estímulos fiscales y créditos flexibles que les permita levantar sus negocios, informó el vocero de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), Harry Nielsen León.

“Hemos sido un sector muy dañado, hoy hay muchas cortinas abajo, es un sector que todavía está sobreviviendo a esta pandemia, es un sector que tiene miedo a regresar a un semáforo rojo; se habla de hasta 3 o 5 años para recuperarnos, pero es de manera general”, señaló el empresario.

El empresario señaló que están preocupados también porque comiencen a registrarse una alza en casos de contagios positivos de SARS-COV-2, lo que provocaría que Morelos vuela a colocarse en el semáforo epidemiológico color rojo.

Los empresarios están a la espera de una mejor planeación por parte de los ayuntamientos, para otorgar permisos a los establecimientos gastronómicos, pero también, esperan que se autoricen créditos flexibles para detonar a estos negocios.

 

Anuncio